Lecciones del Gobierno que no Aprende con el COVID 19

Cambiar las normas legales sobre las compras y establecer estratégicamente una cadena de suministros que cumpla con la compra, distribución y aplicación de la vacuna a nivel nacional, pero esto es para ayer o ¿es que todavía no aprendemos la lección?

Cadena de suministro y estrategia global

 

Es difícil creer que la falta de implementar y gestionar profesionalmente una cadena de suministro y el diseño una estrategia global contra la Pandemia por parte del gobierno ha originado un alto riesgo al fracaso. Es verdad que este mal endémico de incapacidades no es propio del sector público, sino también del sector privado sobre todo cuando hemos analizado el origen de quiebras empresariales. Sin embargo, hay corporaciones y empresas nacionales que gestionan muy bien los recursos empresariales y es parte de su experiencia y negocio. No olvidemos que existen ríos de tinta, escritos por décadas por el Banco Mundial y otros organismos internacionales sobre la incapacidad de los estados latinoamericanos para resolver las necesidades primarias de nuestra población.

¿Respetamos a los académicos y correcto, pero los profesionales corporativos?

 

Cuando el presidente de la República, Martín Vizcarra el domingo 15 de marzo del 2020 en la noche declara en estado de emergencia por quince días al país con respecto al COVID 19 mucho pensamos que se estaba ganando tiempo para convocar a líderes del sector privado con experiencia en el manejo de cadena de suministros y en el diseño de una estrategia global. Una estrategia que tendría que distinguir por lo menos dos ámbitos, el comportamiento social y el clínico. Pero a medida que pasaban los días observamos progresivamente que los discursos televisivos del presidente se referían a metas de cama UCI (Unidad de Cuidados Intensivos) y la cuarentena obligatoria con un alto enfoque en el aspecto clínico. Y lo más grave lograr camas UCI, sin los equipos periféricos como tanques de oxígenos, respiradores, personal etc.

Nunca nos explicaron ¿cuál era la estrategia mínima del gobierno?

 

Entonces mucho se nosotros, que algo conocemos del estado -sobre todo en compras y déficit en atención e infraestructura hospitalaria- esperábamos en qué momento se iba a convocar profesionales del sector privado (no académicos solamente) y diseñar una estrategia global flexible que separe dos segmentos de trabajo: una referido comportamiento social y otra de carácter clínico, cada una con etapas o fases a fin de evitar en forma mínima la utilización de las camas UCI, tal como otro países han gestionado mejor la crisis. China por ejemplo utilizo la medicina tradicional preventiva como filtro antes de la utilización de la medina convencional. ¿que no aprendimos como pudo realizarse los panamericanos?

La acción humana para comprender el comportamiento social

 

Aquí podemos deducir que eran dos los comandos COVID que tenían que constituirse. El aspecto clínico y el comportamiento social. Este último es un elemento clave para entender sobre todo esta acción humana orientada a la conducta económica. Entender que el consumo de productos básicos se constituye en una necesidad vital para gran parte de nuestra población con poca capacidad de ahorro y de generación de ingresos por día. Por eso al estado le cuesta comprender porque se forman los mercados de alta movilidad por ejemplo en la avenida Grau en la Victoria. Entender que la demanda de ropas de invierno en diferentes zonas populares de Lima y provincias son transmitidas a los compradores y que estos actúan de intermediarios y concurren al centro textil de Gamarra y como estas tiendas al no estar abiertas totalmente crean un mercado informal. ¿cuándo aprenderemos a comprender fenómenos del mercado?

Lecciones que no aprendemos a pesar de las evidencias

 

Julio Ramón Ribeyro (peruano uno de los mejores cuentistas de la literatura Latinoamérica) quien trabajo bastante tiempo en el estado, mofándose de el mismo en una de sus obras en la palabra del Mudo, nos narra. “que cuando trabajaba en la municipalidad de Miraflores salía temprano por el horario de verano de esa época y que estando aburrido se ponía a caminar por la costanera para pasar el tiempo” concluye subliminalmente que el funcionario público es víctima de la rutina que lo automatiza y lo aletarga. Nuestros mayores respetos a muchos funcionarios públicos seguro que buenos amigos y profesionales, pero no se escapan de esta conducta. Por eso hubo un ex presidente que entendió esto y a puro decretos de urgencia realizo sus infraestructuras emblemáticas. Los organizadores de los Panamericanos la tuvieron clara, y era imperativo contratar al sector privado nacional e internacional para cumplir con los Juegos Panamericanos. Un presidente que le gustaba hacer gimnasia en el patio de palacio de gobierno con la seguridad de perennizar su nombre en los libros de historia del Perú, convoco a una licitación para la reconstrucción del norte con el estado británico e Irlanda del norte que hoy en junio se está firmando, pero todo va a ser con las empresas privadas donde las posibilidades de corrupción no interesan por el tipo de contrato firmado -Llave en mano- Es decir sobre resultados.

El gobierno insiste en no entender cómo se mueven los mercados nacionales e internacionales

 

Mientras que todos nosotros incluida la prensa estamos pensando, esperando y mirando al cielo que la OMS- Organización Mundial de la Salud- se pronuncie y nos diga algo, ya otros países, como Chile, y en especial Estado Unidos con el presidente Trump que de negocios y mercados si entiende, ya pusieron la orden de compra de las vacunas que están en fase 3 de desarrollo en varios laboratorios mundiales. Esto significa que las vacunas estarán prácticamente listas en los próximos meses. China lo que va a poner a disposición es la fórmula, pero la vacuna tienes que fabricarla o hacer tu cola.

Solo nos queda confiar en el orden espontaneo

 

Cuando en otros países se respeta los indicadores de semáforos, las líneas de cruce peatonal y no cruzar a media pista, y otros, que todavía no hemos avanzado, felizmente si en el uso del cinturón de seguridad en los vehículos. Esperamos que el orden espontaneo se vaya estableciendo progresivamente en cuanto a la higiene y la distancia social, la última pandemia de la Gripe española nos enseñó a lavar las manos y el Cólera a no tomar agua sin hervir previamente.

Nuestro agradecimiento a los empresarios peruanos: Comando Vacuna

 

Cuatro empresarios peruanos que tienen experiencia y conocimiento como se desenvuelve el mercado internacional de laboratorios (muchas cotizan en bolsa y ya se imaginan lo que eso implica para la valorización de sus acciones) ya están alertando al gobierno que tiene que constituirse una comisión ágil y sin barreras burocráticas para anticiparse en las compras de las vacunas. Cambiar las normas legales sobre las compras y establecer estratégicamente una cadena de suministros que cumpla con la compra, distribución y aplicación de la vacuna a nivel nacional, pero esto es para ayer o ¿es que todavía no aprendemos la lección?

Leave a Comment

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *