El Diagnóstico Empresarial: La Mejor Manera de Mejorar

 

Hoy por la pandemia, muchas empresas han desmejorado su productividad y por tanto su rentabilidad, pasando por malos momentos económicos e incluso, no han gestionado bien sus créditos. El diagnóstico de los puntos a mejorar en la gestión de la empresa es el paso uno para mejorar y crecer en estos momentos de incertidumbre.

¿Qué es el diagnostico empresarial?

 

Es la manera para analizar y dar un punto de vista profesional con respecto al modelo de negocio y la gestión integral que se da en la empresa. Así como un enfermo asiste a un médico entonces se le diagnostica, lo mismo sucede en una empresa. Para mejorar hay que tener en cuenta las raíces de sus problemas que en las empresas derivan en dos vertientes: gestión (ya sea administrativa o legal) y finanzas (incluido el tema contable y tributario). Esta herramienta provee de la base para la mejora o saneamiento de los aspectos más relevantes de la empresa.

Tipos

 

Dentro de las clases de diagnósticos que nos encontramos, existen dos grandes grupos, siendo:

    • Integrales: Son las que constan una gran cantidad de variables empresariales. En base a la evaluación y consideración de numerosas variables que el profesional en ha puntuado e incluido en el análisis.
    • Especiales: Se caracteriza por enfocarse en aquellos procesos especiales, es decir, estudia diferentes aspectos, tales como: el mercado, estados financieros o procesos de gestión, y cualquier otro relacionado con los generadores de valor en la empresa.

El diagnostico modelo

 

Independientemente del enfoque que pretendamos darle al diagnóstico, se deben tener en consideración 4 procesos para obtener buenos resultados:

    1. Evaluación. Centrar un estándar que nos conducirá a evaluar la actual situación o según el interés de la empresa, concentrándonos en aquellos puntos sobre los que deseemos realizar el diagnóstico.
    2. Levantamiento y procesamiento de información. En este punto es cuando el equipo encargado se concentra especialmente en recoger toda la información posible acerca del sobre la empresa por el que se está interesado en estudiar.
    3. Limitaciones y alcance. Con la información recogida de la fase anterior, es el momento para establecer el grado de alcance en función del parámetro que se haya querido enfocar.
    4. Conclusiones. Se analiza toda la información que se ha recogido y se estudia para evaluar y conocer los motivos que impiden alcanzar aquellos parámetros que en su momento se establecieron. Conociendo los problemas, será mucho más fácil encontrar las soluciones.

En Lao y Consultores presentamos el servicio de análisis integral de la empresa o específico para la mejora de procesos y generar mayores ingresos, así como la obtención de financiamiento.

 

Para saber más de este servicio o consultas al respecto, comunicarse con David Lao (dlao@laoyconsultores.com)

Sepa más de nuestro servicio: Clic aquí

Leave a Comment

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *