La Sostenibilidad y las Empresas

El Papa Francisco llegó al Perú y con él, trae un mensaje referente a temas medioambientales y sociales exhortando a la conservación de nuestra tierra y de los grupos culturales de nuestro país megadiverso y de un crisol de culturas. Pero también hablo de la cultura del descarte que impera en nuestros tiempos y ese es explicado en su encíclica Laudatio Si, en el que habla de la casa común que es nuestro planeta y de que cómo esta cultura del descarte va en contraposición de la sostenibilidad (se entiende como sostenibilidad el tener tres componentes en conjunto para que se haga duradero los recursos con que contamos, siendo estos: el componente cultural, el económico y el social). El Papa nos habla de que los llamados impactos ambientales no son solo ambientales sino también son en conjunto sociales y económicos.

La Sostenibilidad y las Empresas

Rate this post

Introducción

El Papa Francisco llegó al Perú y con él, trae un mensaje referente a temas medioambientales y sociales exhortando a la conservación de nuestra tierra y de los grupos culturales de nuestro país megadiverso y de un crisol de culturas. Pero también hablo de la cultura del descarte que impera en nuestros tiempos y ese es explicado en su encíclica Laudatio Si, en el que habla de la casa común que es nuestro planeta y de que cómo esta cultura del descarte va en contraposición de la sostenibilidad (se entiende como sostenibilidad el tener tres componentes en conjunto para que se haga duradero los recursos con que contamos, siendo estos: el componente cultural, el económico y el social). El Papa nos habla de que los llamados impactos ambientales no son solo ambientales sino también son en conjunto sociales y económicos.

Teniendo estas aseveraciones en cuenta vemos que los emprendedores en nuestro país no se dan cuenta, en demasiadas ocasiones, de que la sostenibilidad de su negocio es lo más importante y no solamente el facturar escribimos en estas líneas unas pequeñas recetas dadas por el mismo Francisco para hallar la tan ansiada sostenibilidad.

Panorama Actual

En el Perú, al igual que muchos países de Latinoamérica, vemos que las empresas que conforman el mercado son de origen familiar y que un gran porcentaje de estas son micro y pequeñas empresas. Muchos negocios que se emprenden día a día son fruto de la necesidad de gente provinciana que viene a la capital o las grandes ciudades en búsqueda de oportunidades y de sustento para sus familias y se vuelcan a una idea de negocio que en la mayor parte de los casos tienen como idea principal el comercio de bienes. Pero también existe un gran número de emprendedores que idean negocios en base a sus conocimientos en determinadas áreas del mercado, como es la metalmecánica o la pesquera, por dar un caso.

Como decíamos, estas empresas en su gran mayoría tienen una base financiera que se sostiene en la liquidez de su negocio y solamente se fijan en esta, y cuando viran al lado de la rentabilidad, se tienen con varios retos pues esta implica el uso de herramientas más tecnicas y no tanto del saber natural que muchos de los emprendedores tienen. Para el crecimiento de una determinada idea de negocio es necesario hacerlo rentable y no solo líquido, es decir durable y he ahí el reto de la sostenibilidad. Este reto implica el uso de profesionales calificados y la ayuda de asesores bien preparados. Pero aun más que eso es preciso de la confianza en las personas y esto es muy poco común en nuestras sociedades pues nos agobia por lo general la cultura del descarte, el vivir el ahora sin importar el presente.

También vemos esta cultura del descarte en muchos emprendedores que no les importa tener ordenada su empresa a no ser porque tienen obligaciones con el Estado (un ejemplo claro es que la mayoría de los emprendedores tienen una contabilidad que solamente les sirve para cuestiones tributarias).

Una Luz al Final del Túnel

Pero existen empresarios pujantes en nuestros países que dan un aliento a la economía y que hoy forman parte de las grandes familias que lideran los mercados nacionales e internacionales. Ellos sí entendieron y abrieron sus mentes y corazones al uso del conocimiento y a la confianza entre las personas. No solamente se esta hablando de familiar que siempre han estado en la aristocracia de nuestras naciones, sino también aquellas familias que como por ejemplo los Banda o los Oviedo, por dar un ejemplo peruano que sí reconocieron la confianza y el valor de los conocimientos, así como miraron para adelante y heredar a sus familias y a sus países sus emprendimientos, siendo el camino de la rentabilidad el del progreso.

El Papa nos habla de que se tiene que respetar a nuestro planeta como nuestra casa común, pero esto no se puede dar sin la confianza ni la sostenibilidad. La sostenibilidad no se limita a las cuestiones medioambientales sino también y mejor a aun a la sociedad y la sociedad crece con el conocimiento y el emprendimiento, así como sus valores, como es el de la confianza.

El valor de la confianza no es un valor que nazca de la nada, nace del conocimiento pues no se puede confiar si no se conoce, es por ello por lo que existen mecanismos importantes que un personal que asesore a los emprendedores hará que tengan un mejor desarrollo de sus actividades frente a terceros o a nuevos socios.

Así, desarrollándose de emprendedores a empresarios se logrará detener un desarrollo social y esto, si se lleva de manera responsable, se terminará en un desarrollo ambiental y económico.

Por David Lao

dlao@laoyconsultores.com

Leave a Reply

Loading...
es_PEEspañol de Perú
en_USEnglish es_PEEspañol de Perú